Reflexión: Cuando la flojera llega así de esta manera...

sábado, 4 de julio de 2009 |


1 de Timoteo 1, 6

“Por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti por la imposición de mis manos”.

Saludos muy cordiales y amados lectores de este espacio. Hoy Dios me usa para sacudir un poco a quienes han caído en ese espíritu de pasividad, queja y pereza mental y espiritual. Ojo con eso, que debemos estar alertas a estas manifestaciones sutiles que como dice la canción
“cuando llegan así de esta manera uno no se da ni cuenta”.

Son varias veces en que me ha pasado que cuando menos pienso me veo sorprendida por un letargo, una pereza, un no sé que, en un no sé donde que si no decido pararme y mojarme la cara, arrodillarme y pedir Dios por fis quítame esto, pues obvio que me vence la flojera física y como es normal el espiritual que está más débil.

El postergar las cosas hasta la última hora es prima hermana de la pasividad y estos gemelos atacan juntos con todo su poder.

La palabra dice, “perezoso mira el ejemplo de la hormiga; mira lo que hace y aprende de ella. La hormiga no tiene quien la mande, ni jefe ni líder. Sin embargo durante el verano reúne todo su alimento y guarda su comida en la cosecha. Perezoso ¿cuánto tiempo permanecerás allí acostado? ¿Cuándo te levantaras?

Pues lectores, no se dejen atropellar por
esta sutil grieta de humedad, levántate lleno de entusiasmo. Pídele a Dios que avive el fuego que está en ti y que viene de él y su misericordia. Rechacemos la pasividad y la pereza, reconozcamos de antemano que podemos estar en ese trance pero que es hora de sacudirse los argumentos del enemigo para verte en ruinas, y dándote contra las paredes por no haber hecho lo que debías.

Actuemos con diligencia, con ánimo, con amor, llenos de positivismo y con la gracia y favor de Dios pues allí ya no hay nada ni nadie que te detenga. Dios no respalda perezosos, es más no los quiere y por eso es tan estricto en proverbios cuando habla de ellos.

Ojo, rechaza la flojera, el desanimo y el negativismo. Adelante aviva el don que hay en ti con oración, alabanza y confesando victoria en el nombre de Jesucristo. No olvides Efesios 5, 14-18 que dice "Despiértate, tu que duermes, y levántate de los muertos, y te alumbrará Cristo. Mirad pues, con diligencia como andéis, no como necios sino como sabios, aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos. Por tanto no seáis insensatos, sino entendido de cuál sea la voluntad del Señor. No os embriaguéis con vino, en lo cual hay disolución, antes bien sed llenos del Espíritu”.

Bendiciones mil…

Autor: Paula Andrea Vega
www.levantatusmanos.blogspot.com

6 comentarios:

dove dijo...

Hoy he entrado por primera vez en tu blog tan encantador, pero no será la última, seguro, pues me ha resultado edificante y gratificante su lectura . Volveré por aquí cualquier dia de éstos. Pasa tu tamién por mi casita cuando quieras. Saludos cariñsos.Dove.

Francisco Javier dijo...

Paula:

Me gustó el escrito, porque todos pasamos por momentos así. Pero, lo lindo que tiene, es que podemos salir adelante con la convicción de la fe. Es lo que nos queda. Siempre tenemos un amigo que camina junto a nosotros: Jesús.

Te dejo un abrazo fraterno y muchas bendiciones para ti y los tuyos.

Carlos Romero dijo...

Excelente reflexión, hay que estar alerta cuando los síntomas de la flojera espiritual se presentan... Gracias por la reflexión y que Dios te siga usando y bendiciendo.

Paula Andrea dijo...

Amén. asi sea.. gracias y mil bendiciones

Anónimo dijo...

La pereza es algo horrible q nunca t deja q abances

Anónimo dijo...

Gracias por tu blog, me declaro en Victoria por Jesucristo!!!

Publicar un comentario

Bienvenido. Sus comentarios son importantes, ayudan y fortalecen este espacio....